Empresa Savia derrama petróleo en mar de Cabo Blanco

Atentado ambiental fue denunciado por los pescadores artesanales de Cabo Blanco. La empresa admitió responsabilidad pero, según los pobladores, aún no ha empezado la limpieza del petróleo.

Pescadores artesanales de Cabo Blanco (Piura) alertaron el miércoles 18 de marzo de un derrame de petróleo ocasionado por la empresa Savia Perú S.A., ubicada en la provincia de Talara.

Según los denunciantes, la emergencia ambiental se inició el martes en la noche, en pleno estado de emergencia decretado por el Gobierno frente a la expansión del COVID-19.

Es por lo menos la tercera vez que la petrolera Savia Perú contamina el mar de Piura con derrames de petróleo debido a «fallas» en sus tuberías. Esta vez, tras admitir su responsabilidad, la empresa explicó que el motivo del derrame sería una «falla en el conector ubicado en el cabezal del pozo» en la Plataforma PN 10.

El Organismo de Evaluación y Fiscalización Ambiental (Oefa) indicó que está supervisando la denuncia para determinar la responsabilidad de Savia Perú y el impacto del incidente. En una nota de prensa, la entidad precisó también que verificará que la empresa implemente acciones de contención y limpieza en el área afectada.

Carlos Chapilliquen, dirigente del Gremio de Pescadores de Cabo Blanco, señala que este jueves se realizó una inspección con presencia de la Autoridad Nacional del Agua (ANA), el Ministerio de Agricultura (Minagri), la Dirección General de Capitanías y Guardacostas (Dicapi) y la Policía Nacional. Sin embargo, el pescador afirma que hasta el día de ayer, no se había iniciado con la limpieza de la zona.

Pescadores en riesgo
«En Cabo Blanco tenemos dos corrientes y la marea mueve lejos los derrames. Y aún con todo eso, tenemos baja de productos en un 70%, es decir solamente se pesca para subsistir«, declaró Chapilliquen.

Además, el dirigente indicó que todos los días los pescadores artesanales deben salir al mar entre 10 a 15 minutos, y no cuentan con implementos de protección necesarios por la emergencia sanitaria debido al COVID-19. Han pedido apoyo al Ministerio de Producción, y están a la espera de una respuesta.

«En las farmacias no hay mascarilla, no hay alcohol, estamos yendo al azar. Estoy lamentando bastante el tema porque si uno contrae coronavirus, nos vamos a contagiar muchos. Aquí tengo pescadores entre 60 y 65 años», explicó Carlos Chapilliquen.

Malos antecedentes
En 2018, la empresa Savia Perú fue responsable de otro derrame en Cabo Blanco, debido a tuberías en mal estado.

Y antes, en 2013, esta misma empresa fue responsable del derrame de 2,5 barriles de petróleo en el mar de Lobitos, una vez más debido a tuberías dañadas.

Artículos relacionados

EN ES